TVS PASEANDO POR SEVILLA
PASEO AL CENTRO POR LA CALLE SANTA CLARA

Monumentos Hoteles Restaurantes Servicios  Paseando por Sevilla 

Trazado del Recorrido

Santa Clara, Torre de Don Fadrique, Convento de Santa Clara, Santa Ana, Convento de Santa Ana, San Vicente, Iglesia de San Antonio de Padua, San Vicente, Santa Ana, Santa Clara, Eslava, Plaza de San Lorenzo, Parroquia de San Lorenzo, Templo del Gran Poder, Cardenal Spínola, Convento de Santa Rosalia Plaza de la Gavidia, Plaza de la Concordia, Iglesia Del Antiguo Colegio de San Hermenegildo.

Comenzamos el Recorrido

Este paseo discurre por el barrio de San Lorenzo, de acusada personalidad romántica y señorial. A la calle Santa Clara, poblada de mansiones de los siglos XVII y XVIII, se abre la portada del compás del monasterio homónimo. Allí, y tras atravesar a la izquierda la portada gótica que perteneció a la primitiva Universidad de Sevilla, hallaremos la Torre de Don Fadrique, interesante construcción fechada en 1252, que marca la transición entre el estilo románico y el gótico.

El Convento de Santa Clara, de fundación medieval, presenta una iglesia de tipología gótico-mudéjar, reformada ornamentalmente en el siglo XVII. A esta última centuria pertenece la decoración de yeserías de los muros laterales, que responde al diseño que dieron en 1620 Juan de Oviedo y Miguel de Zumárraga, quienes asimismo proyectaron el pórtico de entrada la templo. Espléndidos son los cuatro retablos laterales dedicados a la Inmaculada, San Juan Evangelista, San Francisco y San Juan Bautista, con la decisiva intervención en todos ellos del escultor Juan Martínez Montañés, entre 1625 y 1630.

El número 21 de esta calle Santa Clara corresponde al Palacio de Santa Coloma, ejemplo puntero de la arquitectura civil sevillana del XVII. Como es usual en este tipo de residencias palaciegas, posee una portada de notable entidad arquitectónica, cuyo vano de acceso queda flanqueado por pilastras corintias.

El Convento de Santa Ana hace esquina entre las calles Santa Clara y Santa Ana. La construcción del templo se fecha en el segundo cuarto del siglo XVII. En su retablo mayor se expone un grupo escultórico de Santa Ana dando lecciones a la Virgen Niña, debido a Juan Martínez Montañés en 1627.

Desde aquí, podemos acercarnos a la vecina calle San Vicente para visitar la Iglesia de San Antonio de Padua. El altar mayor fue ensamblado a comienzos del siglo XVIII por Jerónimo Balbás. En la hornacina principal recibe culto la Virgen de la Palma imagen anónima del Setecientos que es cotitular de la Cofradía del Buen Fin.

Al finalizar Santa Clara tomaremos la calle Eslava para desembocar en la Plaza de San Lorenzo. Su flanco más característico es el ocupado por la fachada principal de la Parroquia de San Lorenzo, donde puede contemplarse un clásico retablo de cerámica con la efigie del Señor del Gran Poder. Muchos y valiosos tesoros artísticos se guardan en el interior de la iglesia. Quizás los más antiguos sean la pintura mural de la Virgen de Rocamador, que data del siglo XIV, al igual que la escultura de alabastro de Nuestra Señora del Carmen.

El Templo de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder actúa como un poderoso imán que atrae hacia sí riadas de devotos, que acuden a postrarse a los pies del Señor de Sevilla. Juan de Mesa esculpió este portentoso Nazareno en 1620, que sigue arrancando hoy como ayer, oleadas de plegarias en la inigualable madrugada del Viernes Santo.

Mediada la calle Cardenal Spínola, entrada natural al barrio de San Lorenzo desde el centro comercial, se alza la fachada en ladrillo del Convento de Santa Rosalía. Dentro de su iglesia se conserva una importante colección de retablos del último tercio del siglo XVIII, tallados en madera dorada por el portugués Cayetano de Acosta.

Así llegaremos a la Plaza de la Gavidia, de animada vida nocturna, gracias a la presencia de tantos jóvenes sevillanos como se dan cita en sus bares y tabernas. El malogrado escultor Antonio Susillo realizó en 1889 la estatua de Daoiz que centra este bello espacio público. Aledaña a la anterior se halla la Plaza de la Concordia, donde se levanta la Iglesia de San Hermenegildo, que en la actualidad acoge una Oficina de Información Turística. Este edificio manierista perteneció a la Compañía de Jesús, destacando su planta elíptica y la decoración de yeserías que ornamenta su cúpula ovoidea. Durante varios años, esta iglesia fue utilizada como sede del Parlamento de Andalucía.

Síntesis

MonumentoSiglo
Torre de Don Fadrique XIII
Convento de Santa Clara XV
Convento de Santa Ana XVII
Iglesia de San Antonio de Padua XVII
Parroquia de San Lorenzo XIV
Templo de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder XX
Convento de Santa Resalía XVIII
Iglesia del Antiguo colegio de San Hermenegildo XVII